Comparte este artículo:

El ochenta y cuatro por ciento de los ejecutivos dicen que sus compañías tienen al menos algo de participación en un proyecto de blockchain, según la Encuesta Global de Blockchain de 2018 de PwC.

Blockchain ha evolucionado más allá del libro de contabilidad distribuido sólo para transacciones de criptomonedas. Se ha convertido en una tecnología poderosa y codiciada, que mantiene los activos y los derechos de propiedad e interrumpe los marcos operativos en todas las industrias.

Las grandes empresas lo están incorporando en sus infraestructuras para asegurar y almacenar activos digitales, aceptar y procesar pagos directos, obtener una mayor visibilidad en la cadena de suministro y ejecutar contratos de manera más rápida, a un menor costo y sin intermediarios.

Aunque las empresas más pequeñas se están moviendo más lentamente, comienzan a recurrir a soluciones basadas en blockchain para la inversión en activos digitales y para operaciones donde blockchain puede mejorar la transparencia y la seguridad.

¿Qué significa esto para los profesionales de contabilidad y finanzas que apoyan a estas pequeñas empresas?

La contabilidad de doble entrada ha revolucionado y se ha convertido en el estándar de la contabilidad. Por definición, reconoce la interacción entre los activos de la organización, así como los pasivos y el patrimonio para crear una visión fiscal precisa de una entidad. Blockchain se basa en principios contables fundamentales para que los activos financieros se compartan y transmitan a las contrapartes rápidamente a través de un libro de contabilidad compartido y de confianza. Todas las transacciones se registran en un libro mayor distribuido, público o privado, que no se puede modificar, lo que da como resultado un seguimiento de auditoría confiable. Además, varios participantes pueden validar todas las transacciones con las identidades y reglas digitales en una red de blockchain, lo que elimina los desafíos relacionados con la validez y la reconciliación entre múltiples partes.

Lea también:  La revolución del 5G

Esto no significa que blockchain eliminará la necesidad de servicios de un Contador Público. Sin embargo, la naturaleza de su trabajo cambiará. Los Contadores Públicos tendrán que dominar blockchain para realizar su trabajo, así como llegaron a dominar las hojas de cálculo.

El conocimiento de los asesores fiscales y contables seguirá siendo crítico, y requerirá un entendimiento de las redes de software que atestiguan la integridad de las transacciones. Los contadores deben centrarse en la valoración, la volatilidad del mercado y el cumplimiento normativo, para ayudar a los clientes a invertir en activos digitales almacenados en sistemas basados ​​en blockchain. También deberán probar la existencia de la cuenta y probar la capacidad del cliente para acceder y controlar el activo.

Por ejemplo, si una empresa mantiene la custodia de sus activos digitales, pueden surgir problemas con los controles internos, así como con la prueba de existencia y acceso. Al mantener claves privadas, que son cadenas de dígitos aleatorios de una oración, la empresa puede iniciar transacciones desde una cuenta o enviar el saldo a otra parte. Para salvaguardar estas claves, los contadores pueden recomendar enfoques de mitigación de riesgos, como dividir la cadena y segregar el acceso, utilizando billeteras que requieren la firma de múltiples partes y el uso de hardware cifrado para colocarlas en almacenamiento físico “frío”. Estos son cambios fundamentales de los enfoques tradicionales para el control de cuentas y la autorización de firma. Los Contadores Públicos deberán comprender el significado, las fortalezas y las debilidades de los enfoques de custodia de claves de activos digitales a medida que surjan.

Al igual que cuando las empresas pasaron de los servidores locales a la nube, confiando parcialmente en los sistemas y la seguridad de un tercero, ahora están surgiendo custodios intermedios para las claves privadas. En este caso, el trabajo de Contadores Públicos no se verá tan gravemente afectado, ya que las compañías de custodia generalmente son altamente reguladas y responsables, pero puede tomar un tiempo antes de que estas ofertas lleguen al extremo más pequeño del mercado.

Lea también:  Gestión elástica dentro de la empresa

Finalmente, como con cualquier tecnología, es probable que se encuentren fallas en las cadenas de bloques. Los errores en los contratos inteligentes y el software como billeteras que aprovechan e interactúan con ellos, pueden dar lugar a resultados incorrectos o inesperados. Por lo tanto, los Contadores Públicos deben ir por el camino de la precaución.

A medida que blockchain vaya impregnando el mercado de las PYMES, los clientes comenzarán a buscar consejos sobre cómo gobernar adecuadamente sus responsabilidades fiduciarias mientras aprovechan las transacciones de confianza sin fricción. La forma en que los Contadores Públicos responden a estas preguntas dependerá de la industria del cliente, lo que hace que sea fundamental para los profesionales de la contabilidad y los asesores fiscales comprender los conceptos básicos de la tecnología, su influencia y los riesgos que presenta.

David Deputy, Director de desarrollo estratégico y mercados emergentes en Vertex Inc.

Comparte este artículo:

Y usted, ¿Qué opina? Déjanos tu comentario:

Hablemos