Todo señala que el outsourcing, también conocido como BPO o tercerización de servicios, está marchando a paso fuerte en Latinoamérica y Colombia es uno de los países que se ha propuesto experimentar las ventajas de esta solución, que cada vez se acomoda más a la realidad de empresas de todo tipo y tamaño.

Con el outsourcing las empresas han optado por dedicarse al core de sus negocios, dejando otros procesos en manos de proveedores especializados en cada uno de ellos. De esta manera la empresa logra reducir los costos fijos y operativos sin sacrificar calidad, pero además de eso se asegura de tener un aliado que analice a fondo el proceso, lo haga más eficiente y lo reajuste si es necesario.

En Colombia, según el Programa de Transformación Productiva (PTP), en el año 2014 el sector de tercerización de servicios representó un 2.04% del PIB y ha mostrado un crecimiento cercano al 20%. Estos datos sin duda fueron de gran aliento para que la multinacional uruguaya Zonamérica decidiera establecer la zona franca de servicios más importante de Suramérica en la ciudad de Cali, considerando su ubicación estratégica, la calidad de su mano de obra y sobre todo la gran red universitaria que colindará con este gigantesco proyecto.

Esta zona franca, que cuenta con el Grupo Carvajal como socio estratégico, implicará una inversión cercana a los 350 millones de dólares y contará con 18 edificios dotados de tecnología de punta, en la que confluirán diferentes empresas con operaciones de servicios a nivel nacional e internacional como call centers, servicios financieros, outsourcing en procesos de negocios, desarrollo de software, recursos humanos entre otros.

Se prevé que el primer edificio entre en funcionamiento en julio del año 2016 y el segundo, en diciembre de ese mismo año. Con esto Colombia entra en la competencia por posicionarse como líder en tercerización de servicios a nivel internacional.